Metieron a los católicos en una celda y dispararon hasta que no quedó uno vivo El 13 de octubre de 1936 en el castillo de Figueras dejaron a los católicos en una celda y dispararon a mansalva hasta matarlos a todos


Siete mártires del siglo XX en España terminaron su pasión un 13 de octubre: dos de 1934 (los paúles Salustiano González Crespo y Tomás Pallarés Ibáñez) más cinco de 1936: el lasaliano Ruperto García Arce (hermano Florencio Miguel) en Barcelona, y en Tarrasa los carmelitas de la antigua observancia Antonio (Ludovico María) Ayet CanósÁngel (Ángel María) Presta Batlle. Además fueron martirizados, en Figueras (Gerona), el sacerdote paúl Juan Puig Serrá y en Almería el párroco de la localidad de María, Herminio Motos Torrecillas.

Además, es el aniversario de la beatificación de 522 mártires en 2013 en Tarragona., por ese motivo se celebra en esa diócesis la memoria obligatoria del obispo Manuel Borrás y sus compañeros mártires, y entre los claretianos la de José María Ruiz Cano y sus compañeros. En Córdoba se celebra la memoria de los santos mártires Fausto, Jenaro y Marcial (siglo III o IV); en Francia, la del beato sacerdote Pedro Adrián Toulorge (1793). En Rusia, la Iglesia ortodoxa ha glorificado a 12 mártires de este día: uno de 1918 (el arcipreste Procopio Popov) y el resto de 1937: una laica (Apolinara Tupitsina, dos salmistas (Alejo Serebrennikov y Mateo Soloviev), cinco sacerdotes (Vyacheslav Zankon, Simeón Lileyev, Alejandro Orlov, Pedro Pushkinsky y Pedro Soloviev), un protodiácono (Serafín Vasilenko), un sacerdote (Basilio Guryev) y una monja de clausura (Alejandra Chervyakova). Continuar leyendoMetieron a los católicos en una celda y dispararon hasta que no quedó uno vivo El 13 de octubre de 1936 en el castillo de Figueras dejaron a los católicos en una celda y dispararon a mansalva hasta matarlos a todos

Facebooktwitteryoutube

No quiere blasfemar: es fascista, hay que detenerle y darle el paseo El 15 de enero de 1937 fueron asesinados un capuchino de quien dijeron: "no quiere blasfemar, es fascista"; el sacerdote Valentín Palencia y cuatro laicos


Del 15 de enero (de 1937) hay seis mártires beatificados: el capuchino Pablo Merillas, al que detuvieron y terminaron por matar porque no quiso blasfemar, más el grupo compuesto por el sacerdote Valentín Palencia junto con cuatro muchachos. Continuar leyendoNo quiere blasfemar: es fascista, hay que detenerle y darle el paseo El 15 de enero de 1937 fueron asesinados un capuchino de quien dijeron: “no quiere blasfemar, es fascista”; el sacerdote Valentín Palencia y cuatro laicos

Facebooktwitteryoutube