El odio oprimió la libertad y la democracia para destruir la Iglesia en España Según el Cardenal Becciu, el odio hacia la Iglesia prevaleció y oprimió la dignidad humana y los principios de libertad y democracia


Dos mártires del siglo XX en España terminaron su pasión el 12 de noviembre de 1936: el agricultor algemesinense José Medes Ferris, de 51 años (beatificado en 2001) y su hermana cisterciense Úrsula (madre María Natividad), de 55 y beatificada en 2015, a quienes mataron junto con otros dos hermanos carmelitas, y que al morir vitorearon a Cristo Rey y al Sagrado Corazón.

En Ucrania  se conmemora hoy el martirio del obispo san Josafat Kuncewicz (1623) y en Polonia además los de los santos Benito, Juan, Mateo, Isaac y Cristiano (1003); en México el del sacerdote san Margarito Flores García (1927). En Rusia, la Iglesia ortodoxa ha glorificado como mártir de este día al protodiácono Mateo Kazarin (1942).

Beatificación en Barcelona


En la homilía de la beatificación que tuvo lugar el sábado 11 de  noviembre de 2018 en Barcelona, el cardenal Angelo Becciu, prefecto de la Congregación para las Causas de los Santos proclamó que “estos testigos de la fe han vivido con generosidad y coraje los valores de la vida religiosa, lo que provocó el ensañamiento de sus perseguidores decididos a destruir la Iglesia en España“, en “un tiempo caracterizado por un clima de persecución de aquellos que se declaraban miembros de la Iglesia católica, fueran consagrados o fieles laicos”, los nuevos mártires “aceptaron la muerte ya que no negaron su identidad como religiosos, religiosas o laicos comprometidos. El motivo por el que los mataron fue únicamente religioso, determinado por el odio de los opresores hacia la fe y la Iglesia católica, puesta en el punto de  mira en aquel contexto histórico de las persecuciones religiosas de la primera mitad del siglo XX en España. El odio hacia la Iglesia prevaleció y oprimió la dignidad humana y los principios de libertad y democracia“.

Los mártires “vivieron la detención y la  muerte con una gran confianza en Dios y en la vida eterna”; en ellos “la Iglesia reconoce un modelo a imitar, para que los creyentes de todos los tiempos caminen más derechamente hacia aquella Jerusalén celeste donde ellos ya habitan”; “también hoy, en esta sociedad fragmentada, marcada por las divisiones y la cerrazón, el que quiere crecer y ser útil al prójimo está llamado a dar testimonio de la lógica del grano de trigo; los que quieran hacer fecunda la propia vida deben tomar decisiones en la lógica de un compromiso que requiere sacrificio sin excluir el sacrificio de su propia vida”.

Los mártires invitan a pensar en los cristianos hoy día perseguidos; por último “debemos pedir también para nosotros la valentía de la fe, de la completa fidelidad a Jesucristo, a su Iglesia, tanto en el momento de la prueba como en la vida cotidiana. Nuestro mundo, con demasiada frecuencia indiferente o inconsciente, espera de los discípulos de Cristo un testimonio inequívoco, como el de los mártires que hoy celebramos: Jesucristo está vivo. La oración y la Eucaristía son esenciales para que vivamos de su propia vida. Nuestro cariño a la Iglesia es una sola cosa con la fe. La unidad fraterna es la señal por excelencia del cristiano”.

El ejemplo de los mártires, continúa el cardenal “constituye también una denuncia silenciosa, pero más elocuente que ninguna otra, de la discriminación, del racismo y de los abusos contra la libertad religiosa que como ha comentado recientemente el Santo Padre Francisco es un bien supremo que se debe tutelar, un derecho fundamental, baluarte contra las pretensiones totalitarias”.

Tras el rezo del Ángelus el domingo 11 de noviembre de 2018 en la Plaza de San Pedro el papa Francisco recordó la beatificación de estos mártires, añadiendo: “alabemos al Señor” por su valiente testimonio y pidiendo “un aplauso para ellos”.

Al final de este artículo comento el libro de Jesús Hernández: Yo, ministro de Stalin en España.

Continuar leyendoEl odio oprimió la libertad y la democracia para destruir la Iglesia en España Según el Cardenal Becciu, el odio hacia la Iglesia prevaleció y oprimió la dignidad humana y los principios de libertad y democracia

Facebooktwitteryoutube

La mártir que explicaba que había que morir gritando ¡Viva Cristo Rey! La madre María Micaela Baldoví, presa en la celda que ocupó como priora en Fons Salutis (Algemesí), habló con otra presa de morir gritando ¡Viva Cristo Rey!


Dos mártires ya beatificados fueron asesinados el 9 de noviembre de 1936: el salesiano Francisco José Martín López, detenido en Madrid cuando ni siquiera había sublevación, y la religiosa cisterciense María de la Salud (madre María Micaela) Baldoví Trull, fundadora del Monasterio Fons Salutis en Algemesí (Valencia), que expresó su deseo de morir gritando ¡Viva Cristo Rey!

En las islas británicas, se conmemora el  martirio del beato sacerdote Jorge Napper (1610); en Polonia, el del beato sacerdote Enrique Hlebowicz, mártir a manos de los nazis (1941). En Rusia, la Iglesia ortodoxa ha glorificado como mártir al abad Sergio Chernukhin (1942). Continuar leyendoLa mártir que explicaba que había que morir gritando ¡Viva Cristo Rey! La madre María Micaela Baldoví, presa en la celda que ocupó como priora en Fons Salutis (Algemesí), habló con otra presa de morir gritando ¡Viva Cristo Rey!

Facebooktwitteryoutube

Profetizó que el Papa dedicaría una fiesta a los innumerables mártires de España Una de las dos mártires laicas del 21 de septiembre de 1936 anunció la futura veneración de los innumerables mártires de España.


11 beatos mártires del siglo XX en España terminaron su pasión el lunes 21 de septiembre de 1936: tres laicos –Vicente Galbis, Manuel Torró y María de la Purificación Vidal Pastor– en la provincia de Valencia y una en la de Alicante; dos sacerdotes agustinos –Nicolás de Mier y Jacinto Martínez Ayuela– en Cuenca y uno en Málaga; dos sacerdotes trapenses en Santander, más un sacerdote franciscano –José Mariano (padre José María) Azurmendi de Larrínaga– en Azuaga (Badajoz) y otro de los Hijos de la Sagrada Familia en la de Barcelona.
Continuar leyendoProfetizó que el Papa dedicaría una fiesta a los innumerables mártires de España Una de las dos mártires laicas del 21 de septiembre de 1936 anunció la futura veneración de los innumerables mártires de España.

Facebooktwitteryoutube

He consagrado mi vida a los obreros ¿Y vosotros que os decís obreros me vais a matar? Jaime Girón, claretiano de Cervera, pedía todos los días en misa por la salvación de los que le iban a matar, y les recordó su dedicación a los obreros


Siete claretianos beatificados en Barcelona el 21 de octubre de 2017 como mártires del siglo XX en España fueron asesinados el 5 de septiembre de 1936. Además, otros tres mártires nacieron un 5 de septiembre: el sacerdote secular leridano y novicio trapense Josep Camí; el sacerdote capuchino Eugenio Sanz-Orozco Mortera (padre José María de Manila, por haber nacido en la capital filipina), asesinado a la edad de 55 años en el madrileño Cuartel de la Montaña el 17 de agosto de 1936 y beatificado en 2013), más el claretiano Ángel Dolcet. También es aniversario de la beatificación de tres religiosas de san José en Gerona, el 5 de septiembre de 2015.

En Irán es aniversario del beato Gentil de Matelica, franciscano, matirizado en 1340 en Tauris (Tabriz); en las islas británicas del  beato Guillermo Browne (1605); en Francia del beato mártir Florencio Dumontet de Cardaillac (1794); en Vietnam de los santos Pedro Nguyen Van Tu, dominico, y José Hoang Luong Canh, médico (1838). En Rusia, la Iglesia ortodoxa ha glorificado a cinco mártires de este día; tres de 1918: el obispo Efrén Kuznetsov, el laico Nicolás Varshansky y el sacerdote Juan Vostorgov; más dos sacerdotes de 1937: Juan Carabanov y Pablo Gaydai.

Continuar leyendoHe consagrado mi vida a los obreros ¿Y vosotros que os decís obreros me vais a matar? Jaime Girón, claretiano de Cervera, pedía todos los días en misa por la salvación de los que le iban a matar, y les recordó su dedicación a los obreros

Facebooktwitteryoutube

Al mártir Pedro Poveda: “La orden viene de muy alto, eres un pez muy gordo que has hecho mucho daño” San Pedro Poveda, fundador de la Institución Teresiana, pidió a la Virgen en 1926 la gracia de ser mártir


De los 60 mártires del siglo XX en España que fueron martirizados un 28 de julio, 58 lo fueron el martes 28 de julio, entre ellos la dominica Ramona Perramón (ver artículo del 27). Los otros dos lo fueron en 1938: el marista Nemesio Cabria y el laico Ramón Hortelano, quemados vivos por milicianos o soldados republicanos. Los grupos más numerosos fueron los de los 14 estudiantes claretianos asesinados en Ciudad Real y Fernán Caballero; los de nueve hermanos de La Salle muertos junto con un laico en Griñón (Madrid); en Barcelona mataron a siete capuchinos y a tres monjes de Montserrat; cinco agustinos fueron asesinados en Belinchón (Cuenca) más otros cuatro en Vallecas -donde también mataron al marianista Miguel Léibar Garay; cuatro salesianos en Ronda (Málaga); dos escolapios en Gabasa (Huesca); más otros dos salesianos, uno en Madrid y otro en Barcelona. Además, en esta jornada fueron asesinados el canónigo tarraconense Narcís Feliu Costa, en Madrid el fundador de la Institución Teresiana, Pedro Poveda, uno de los 11 mártires de la revolución española que han sido canonizados, en la misma capital el vicenciano Estanislao Páramo y en Aitona (Lérida), el sacerdote diocesano Josep Camí, que era novicio trapense.
Continuar leyendoAl mártir Pedro Poveda: “La orden viene de muy alto, eres un pez muy gordo que has hecho mucho daño” San Pedro Poveda, fundador de la Institución Teresiana, pidió a la Virgen en 1926 la gracia de ser mártir

Facebooktwitteryoutube

Sacerdote y monja hermanos, mueren perdonando y vitoreando a Cristo Rey María y José Fenollosa, monja y párroco, fueron asesinados en días sucesivos en Gilet y Sagunto, perdonando y vitoreando a Cristo


Nueve mártires del siglo XX en España nacieron un 24 de mayo: un pasionista y un salesiano navarros, una terciaria capuchina valenciana, un hospitalario leonés, un mercedario murciano, un dominico palentino, un novicio trapense burgalés, una hija de la Caridad gaditana y un hijo de la Sagrada Familia barcelonés. Continuar leyendoSacerdote y monja hermanos, mueren perdonando y vitoreando a Cristo Rey María y José Fenollosa, monja y párroco, fueron asesinados en días sucesivos en Gilet y Sagunto, perdonando y vitoreando a Cristo

Facebooktwitteryoutube

Anciano y en cama, le partieron un crucifijo en la espalda El sacerdote Alfredo Almunia estaba en cama, le partieron un crucifijo en la espalda y, como no podía andar, lo tiraron desde el balcón a un camión


Seis mártires del siglo XX en España nacieron un 21 de mayo: un lasaliano tarraconense, una carmelita de la Caridad valenciana, un marista barcelonés, un párroco almeriense, un paúl turolense y un trapense palentino. Hoy es además la fiesta de los Santos Mártires Mexicanos (al menos en la archidiócesis de Guadalajara), san Cristóbal Magallanes y sus compañeros, canonizados el 21 de Mayo de 2000, en Roma, por el Papa Juan Pablo II. Continuar leyendoAnciano y en cama, le partieron un crucifijo en la espalda El sacerdote Alfredo Almunia estaba en cama, le partieron un crucifijo en la espalda y, como no podía andar, lo tiraron desde el balcón a un camión

Facebooktwitteryoutube

El mártir que fue mendigo en Cuenca El redentorista Pedro Romero fue mendigo por las calles de Cuenca durante la guerra y murió de disentería en la cárcel


Seis mártires del siglo XX en España nacieron un 28 de abril: dos claretianos gerundenses, un trinitario vizcaíno, más un marista y un redentorista burgaleses: este vivió como mendigo en Cuenca antes de ser encarcelado y morir enfermo: prueba de que no hace falta ser asesinado para ser declarado mártir; basta que los sufrimientos provocados por la persecución acorten notablemente la vida. Continuar leyendoEl mártir que fue mendigo en Cuenca El redentorista Pedro Romero fue mendigo por las calles de Cuenca durante la guerra y murió de disentería en la cárcel

Facebooktwitteryoutube

Cinco trapenses ahogados y el mártir que rezaba el Vía Crucis Cinco trapenses ahogados son los mártires del 4 de diciembre de 1936. Es además aniversario de nacimiento de cuatro mártires del siglo XX en España.


El 4 de diciembre de 1936 fueron asesinados, ahogándoles en la Bahía de Santander, cinco trapenses de la abadía de Cóbreces, cuyos martirios fueron reseñados al hablar de sus compañeros el 3 de diciembre. En Wiki Martyres puede leerse la página sobre esta causa. Los cinco del día de hoy son (todos religiosos profesos, menos el que comparte apellido con el autor de esta noticia, que era novicio): Ezequiel Álvaro de la Fuente, Eulogio Álvarez López, Robustiano (fray Bienvenido) Mata Ubierna, Jacinto (fray Eustaquio) García Chicote, Francisco (fray Ángel) de la Vega González. Continuar leyendoCinco trapenses ahogados y el mártir que rezaba el Vía Crucis Cinco trapenses ahogados son los mártires del 4 de diciembre de 1936. Es además aniversario de nacimiento de cuatro mártires del siglo XX en España.

Facebooktwitteryoutube

Los últimos de Paracuellos y seis mártires ahogados en Santander Del 3 de diciembre de 1936 hay seis mártires ahogados en Santander (trapenses de Cóbreces) y otros tres religiosos asesinados en Paracuellos


Del jueves 3 de diciembre de 1936 hay nueve mártires: seis ahogados (trapenses de Cóbreces, Cantabria), dos dominicos y un marista de la saca de Ventas a Paracuellos, que por ahora son los últimos asesinados en esa localidad que han sido beatificados. Ese mismo día hubo otra saca desde Porlier, cárcel de donde saldría la última saca el día 4, suspendiéndose al volver Melchor Rodríguez como delegado especial de prisiones del gobierno.

Continuar leyendoLos últimos de Paracuellos y seis mártires ahogados en Santander Del 3 de diciembre de 1936 hay seis mártires ahogados en Santander (trapenses de Cóbreces) y otros tres religiosos asesinados en Paracuellos

Facebooktwitteryoutube